XAVIER ARIAS: EL CHO OYU EN MENOS DE 24 HORAS

Xavier Arias es uno de los mejores alpinistas catalanes con un sinfín de importantes ascensiones en montañas de más de 8.000 metros.

Su reto deportivo es conseguir a largo plazo colocarse como catalán en la lista de las 13 personas de todo el mundo, que de momento, hayan conseguido los 14 techos de más de 8.000 metros que hay en la tierra.
En el año 2007 fue el primer catalán en coronar el Cho Oyu (8201 metros) en menos de 24 horas, en solitario sin oxígeno y sin sherpas. Recordemos que el Cho Oyu es la sexta montaña más alta del mundo.

Sportvicious: ¿Cómo empezó tu pasión por la montaña?
Xavier Arias: Empecé a andar con mi abuelo de pequeñito, luego pase a descubrir la montaña de manos de mis monitores en un agrupamiento escolta, para finalmente aprender a escalar con los compañeros del grupo excursionista de mi ciudad. A partir de ahí empecé a escalar por mi cuenta a descubrir lugares en el mundo, y ahí estoy a día de hoy habiendo visitado la mayoría de continentes de la tierra, aún hay mucho por descubrir, cerca y lejos de casa.
Sportvicious: ¿A qué edad empezaste a hacer escalada?
Xavier Arias: A los 16 años hice un cursillo de iniciación al alpinismo, luego seguí con otro de escalada, a partir de ahí he seguido escalando hasta hoy de 0 a 8.000 metros.

Sportvicious: ¿Cómo fue tu progresión en la escalada?
Xavier Arias: Empecé por escaladas fáciles, para ir progresando en dificultad. Es muy importante no saltarse etapas, todo llega. Cuando te das cuenta llegas a tener un nivel apto para ser autosuficiente en la montaña.
Sportvicious: ¿Nunca has pensado en el riesgo que se corre al ser alpinista?
Xavier Arias: Si, el mismo que cuando cruzas la calle o conduces, solo por el hecho de vivir convivimos con el riesgo, lo que hay que hacer es gestionar el riesgo y saber hasta dónde puede llegar cada uno de nosotros. Si cruzas la línea ese riesgo se puede convertir en algo fatal.
Sportvicious: El 3 de octubre del 2007 te convertiste en el primer catalán en ascender al Cho Oyu sin oxígeno ni sherpas, ¿qué sentiste cuando lo conseguiste?
Xavier Arias: Déjame corregirte, no fui el primero en conseguir ascender el Cho-Oyu sin oxígeno y sin sherpas, mucha gente lo ha conseguido antes, lo que sí que conseguí es ser el primero en ascenderlo en menos de 24 horas sin oxígeno y sin sherpas, cuando lo habitual es hacerlo en 4 días, lógicamente con la aclimatación pertinente.
Sportvicious: ¿Por qué sin oxígeno ni sherpas?
Xavier Arias: Es mi manera de entender la montaña, es cómo afrontar un reto de tu a tu, sin nada que interfiera en la relación entre uno mismo y la montaña. La satisfacción al llegar a la cumbre si la montaña lo permite es inmensa.
Sportvicious: ¿Cómo describirías el Cho Oyu? ¿Qué riesgos y dificultades tiene?
Xavier Arias: Es la sexta montaña más alta de la tierra con 8.201m, no hay 8.000 fáciles como la gente cree, puede haber 8.000 más asequibles que otros y el Cho-Oyu sí lo es, por su dificultad y exposición. Pero al igual que en una montaña de apenas 3.000m si ella decide que no subes, no subes.

 

Sportvicious: ¿Cuál o cuáles fueron tus palabras cuando alcanzaste la cumbre del Cho Oyu?
Xavier Arias: La verdad es que no me acuerdo, lo que recuerdo es que me eche a llorar de emoción y felicidad por lo que había conseguido, seguidamente llamé a mi mujer para compartir el momento, me gustaría poder compartir aquellas emociones con todos vosotros no hay nada más bonito en la vida que sentir la felicidad de un reto cumplido.
Sportvicious: ¿Y un pensamiento?
Xavier Arias: Tal como os decía, esa sensación de felicidad de cumplir un reto que días antes estaba en la balanza del si se podría conseguir o no. Creo que no hay nada imposible, se pueden hacer muchas cosas, pero para ello hay que intentarlo.
Sportvicious: ¿Qué es lo que más te gusta del Cho Oyu?
Xavier Arias: Es una montaña preciosa situada en el Tíbet, fue escalada por primera vez el año 1954 por Herbert Tichy, eso sí que tiene merito. Su nombre significa la Diosa Turquesa, las puestas de sol hacen del Cho-Oyu una maravilla de montaña cuando enrojece pareciendo que está en llamas.

Sportvicious: ¿Y lo qué menos?

Xavier Arias: Quizás lo peor es la masificación a la que es sometido debido a esa asequibilidad que hemos comentado antes, con supuestos alpinistas que suben con ayuda de oxígeno desmesurado y cantidades infames de sherpas, hasta el punto de llevarles el oxígeno hasta la cima mientras el supuesto alpinista respira el oxígeno de la espalda de sherpa.
Yo no digo que no se pueda utilizar oxígeno o sherpas, pues también lo he utilizado, pero creo que debería de haber un término razonable.
Sportvicious: ¿Cuántos días estuviste en el campo base antes de empezar a ascender?
Xavier Arias: Llegue al campo base el 12 de septiembre, en esos días estuve aclimatando, luego estuve 10 días esperando la mejora del tiempo hasta que el día 3 de octubre pude realizar la ascensión.
Sportvicious: ¿Qué se siente cuando sabes que vas en solitario y que en cualquier momento puede surgir un problema? ¿No te da miedo?
Xavier Arias: Me gustaría concretar la palabra “Solitario”, es una manera de definir una ascensión, pero no hay que olvidar que en un campo base como el del Cho-Oyu puede haber cientos de personas entre expedicionarios y sherpas. Eso si se escala solo, se toman decisiones solo, se duerme solo y si surge un problema hay que solucionarlo solo.
La palabra “miedo” no existe en mi manera de entender la montaña, pienso que el miedo es un límite que nos ponemos, creo más en la palabra “respeto”, ese sí que lo tengo, a todas las montañas.
Sportvicious: ¿Cómo se pasan los días en el campo base?
Xavier Arias: De maravilla, hay gente con la que compartir momentos, otros lo compartes contigo mismo al ir solo. Me gusta hablar con los expedicionarios, sherpas… tengo grandes amigos en el Himalaya.

 

Sportvicious: ¿Tuviste algún susto o improvisto durante dicha ascensión?
Xavier Arias: No tuve ningún susto, pero si dudas de ascender cuando estaba a unos 8.000 puesto que el viento era muy fuerte, agarre una plancha de hielo de metro por metro y me hice un parapeto hasta que este amainó, a partir de ahí todo fue de maravilla hasta la cumbre.
Sportvicious: ¿Y alguna anécdota?
Xavier Arias: Al descender de la cumbre estaba muy cansado, al llegar al campo 3 los alpinistas que esperaban para subir al día siguiente, me recibieron y me ayudaron, me daban barritas energéticas, bebidas isotónicas, todo lo vomitaba, pero en un momento note algo sabrosísimo en mi boca, jamón de bellota, eso no lo vomite, me lo dieron unos expedicionarios de Córdoba, al año siguiente subía con ellos el Everest, ya veis en el sitio menos pensado pueden surgir unos excelentes amigos.
Sportvicious: ¿Cuánto tiempo es necesario para preparar una ascensión de ese calibre?
Xavier Arias: Creo que para preparar una ascensión como la que yo hice hay que tener mucho tiempo por delante para prepararse físicamente y lo más importante mentalmente, pienso que la mente es muy importante en estos tipos de esfuerzo.
Sportvicious: ¿En que se basan tus entrenos?
Xavier Arias: Tengo la suerte de tener un entrenador personal Ricard Vila, el me dice lo que hay que hacer, cada uno lo suyo, yo sé escalar 8.000 y me pongo en manos de profesionales que me dicen lo que tengo que hacer.
Mucho entreno en pista, series, subidas complementado con ejercicios para fortalecer piernas, brazos… y lo que es más importante entreno en montaña, escalando, andando, corriendo. Es lo mejor entrenar en el mismo medio en que te vas a mover.
Sportvicious: ¿Sigues alguna alimentación especial? ¿En qué se basa?
Xavier Arias: La verdad es que no, como de todo, bebo de todo, pero con prudencia, como decía Kurt Diemberguer gran himalayista, la mejor manera de ponerse en forma antes de emprender una escalada a un 8.000, es la aproximación a una gran montaña.
A raíz de su expedición al Cho Oyu, Xavier Arias hizo un documental muy interesante que está a la venta. Aquí podéis ver un tráiler de dicho DVD.

Xavier Arias