BERNHARD WITZ, UNO DE LOS MEJORES HIGHLINERS DEL MUNDO

Hoy por hoy Bernhard Witz es considerado uno de los mejores highliners del mundo. Entre sus logros cuenta con el highline más alto del mundo, a 1.500 metros en Troll Wall, Noruega, y también el highline libre más alto, con una caída de 1.000 metros en la cara norte del Monte Eiger, en Suiza.

Bernhard Witz11¿Qué te llevó a practicar slackline?

Bernhard Witz: Desde niño, siempre me ha gustado la escalada y hacer equilibrios encima de obstáculos como cadenas, rejas o muros. Cuando el slacklining empezó a ser conocido entre la gente que practica la escalada, estaba cantado que iba a probarlo.

¿Cómo fue tu primer contacto con este deporte?

Bernhard Witz: Un amigo mío escalador compró unas correas anchas de 25mm y un trinquete en un almacén de materiales para la construcción. En esa época no había kits de slackline en las tiendas. Nuestra correa era muy blanda y no la podíamos tensar mucho. Mi primera experiencia en un slackline que se tambaleaba fue bastante aleccionadora. Esa primera vez me dediqué a intentar mantenerme en pie sin dar un solo paso. Al principio, este nuevo deporte no me dejó fascinado. Pero a medida que iba avanzando me fue gustando más y más, y fui descubriendo las diferentes modalidades de slacklining.

¿Cuáles son los orígenes del slackline?

Bernhard Witz: Todo comenzó en el valle de Yosemite en California, la meca de aquellos que practican la escalada libre. Por entonces, los mejores escaladores del mundo se daban cita en un camping para escaladores llamado Campo 4. Allí, había un área de entrenamiento con una gran cadena. En los días de mal tiempo los escaladores se subían a la cadena para practicar su equilibrio. Adam Grosowski era un joven escalador que visitó el Campo 4 y trató de caminar a lo largo de esta famosa cadena, pero no lo consiguió. Al volver a casa, buscó unos pocos metros de cuerda tubular y la tensó entre dos árboles en su jardín. Por aquellos entonces, la cuerda tubular de 25 mm de ancho se utilizaba para la escalada de eslingas. Adam y su amigo Jeff Ellington aprendieron a caminar por distintos tipos de cuerdas tubulares. Unos años más tarde, en 1983, volvieron al Campo 4 y mostraron a los otros escaladores sus habilidades en «slackline». Grandes escaladores como John Bachar y Wolfgang Güllich también lo intentaron, pero no se les dio muy bien. Un par de jóvenes escaladores, Scott Balcolm y Chris Carpenter, también lo probaron e hicieron progresos muy rápidamente. En otoño de 1983, Scott y Chris realizaron su primer highline bajo un puente situado cerca de Los Ángeles. Resultó ser una prueba para un proyecto temerario: Scott quería realizar un highline por encima de la punta de una roca muy alta e impresionante (la Lost Arrow Spire) situada detrás del Campo 4 junto a las cataratas de Yosemite. En 1985 Scott hizo la primera ascensión por esta highline legendaria. Otros escaladores como Chongo continuaron realizando slacklining en el Campo 4, pero, incluso 10 años más tarde, sólo muy pocos de los escaladores que habían visitado Yosemite anteriormente sabían lo que un era un slackline y, en 1995, sólo había 3 highliners activos en todo el mundo. Tuvieron que pasar diez años más para que el escalador y fotógrafo austríaco Heinz Zak organizara el primer festival de slackline en Europa. Por primera vez se formó una comunidad de slackline compuesta principalmente por escaladores de Austria, Alemania y Suiza. Allí descubrí el slacklining y conocí a muchos otros practicantes de slacklining. Algunos de ellos siguen activos en mundillo del highline.

Bernhard Witz2¿Cuántas modalidades existen? ¿Cuál es tu modalidad preferida?

Bernhard Witz: Las modalidades más populares son el tricklining/jumplining, el longlining, el slacklining y el highlining. El tricklining es especialmente popular entre los slackliners más jóvenes. A menudo se pueden ver slackliners practicando jumplines o también beginner lines en parques. En la modalidad de longlining se camina por un slackline de cierta longitud, mientras que el highlining es una modalidad de slackline que, debido a que se realiza en altura, requiere ciertas medidas de seguridad. Para realizar un longline o un highline se necesita mucho más equipo y conocimiento. Hay otras formas menos conocidas de slacklining con diferentes requisitos, como son los rodeolines, los waterlines o los midlines. Los rodeolines son slacklines que utilizan una cuerda (slackrope) sin tensar. El waterlining es probablemente la disciplina de slackline más difícil porque, al realizarse encima de un río cuyas aguas fluyen con rapidez, no tienes el suelo como punto de referencia. Siempre me ha fascinado hacer slacklining por encima de obstáculos. El highlining es sin duda mi modalidad de slackline favorita, puesto que me encantan las alturas. También me gusta realizar midlines, longlines y waterlines. Los midlines son slacklines situados a pocos metros sobre el suelo, en los que saltar resulta demasiado arriesgado pero no es posible llevar correas de seguridad como en los highlines.

¿Qué pasos has seguido para pasar de una modalidad a otra?

Bernhard Witz: Uno siempre debe comenzar realizando un slackline para principiantes bajo y corto. A la que uno vea que camina con seguridad por un slackline normal en el parque, ya puede aventurarse con modalidades más difíciles como el longlining. Los riesgos de sufrir lesiones son mucho mayores en el longlining. Por eso, es importante aprender a realizar perfectamente un longline con el equipo adecuado. Con el fin de evitar lesiones durante un longline, es primordial saber cómo saltar correctamente hacia abajo. Para realizar waterlinings y highlinings es muy útil saber empezar sentado (lo que se conoce como un chongo mount) en el slackline y saberse agarrar a la cuerda en caso de caída. Practicar longlining y waterlining son una muy buena manera de entrenar para realizar highlining.

Bernhard Witz 33¿Qué tipo de cinta sueles utilizar?

Bernhard Witz: Siempre uso cintas anchas de 25 mm. Cuando realizo highlines de poca longitud, prefiero utilizar cuerda tubular que sea muy flexible. Para realizar highlines más largos, prefiero cintas planas y ligeras. La mayor parte de las cintas que utilizo en mis slacklines las produce la empresa alemana Landcruising, fabricante de cintas para el slackline. Fabrican la mejor cinta para longlines y highline del mercado.

¿Cuándo uno está preparado para realizar su primer highline y longline?

Bernhard Witz: La primera vez que uno realiza un slackline acostumbra a ser de corta longitud y, si le resulta aburrido, entonces se atreve con algo un poco más largo o más alto. De éste modo, uno puede ir alcanzando niveles cada vez más difíciles de manera gradual. En psicología a este proceso se le llama “fluir” y sirve para que cada uno sepa encontrar sus propios límites. A menos que uno se encuentre mal o se sienta agobiado, siempre puede progresar. Alguien que quiera realizar un highline y no sea un escalador mentalmente muy fuerte, antes deberá practicar la distancia del highline en un longline tres veces en el parque.

Cuéntanos cómo te sentiste la primera vez que lograste realizar un highline.

Bernhard Witz: Fue un gran alivio. Cada paso es una lucha y te sientes muy inseguro. Por instinto, a esa altura, el cuerpo se resiste a funcionar con normalidad. Me sentía primero muy agobiado y luego, cuando completé el highline, me sentí muy aliviado.

¿Utilizas siempre alguna medida de seguridad? ¿Cuál?

Bernhard Witz: Cuando realizo un highline utilizo un swami. Se trata de un  trozo de cinta que te atas alrededor de la cintura. El swami me da más libertad en el highline porque la correa (cuerda de seguridad) se anuda en su parte posterior y no necesito mosquetones como cuando llevo un arnés. Por otro lado, si sufres una caída con la correa atada al swami puedes sufrir lesiones graves. Por lo tanto, cuando realizo highlines más largos y más difíciles utilizo un arnés, si intuyo que voy a perder el equilibrio. Tengo una sensación de libertad absoluta cuando realizo un highline libre. Es decir, sin ninguna medida de seguridad

¿Qué sensaciones tuviste la primera vez que realizaste un highline sin arnés? ¿Pasaste miedo? ¿Se tiene mucha presión y nerviosismo?

Bernhard Witz: Claro que estaba asustado. Sabía que era una persona mentalmente muy fuerte en situaciones difíciles y que estaba muy bien preparado para mi primer highline libre. No tenía ningún tipo de presión de terceros porque no había dicho nada a nadie. Pero sí, estaba un poco nervioso porque nunca antes había realizado un highline sin correa de seguridad y no sabía lo que era. Aunque había realizado muchos highlines con un swami y traté de imaginar cómo sería, la verdad es que no era lo mismo. Lo que hace que un highlining libre sea tan difícil es que tu mente no es capaz de controlar la situación. Tienes que confiar en que tu cuerpo ejecutará los movimientos correctamente para mantener el equilibrio durante la realización del highline, ya que el cuerpo ha memorizado esos movimientos. Eso significa que cuanto más relajado y tranquilo estés, incluso imaginándote que caminas por un slackline ras del suelo, más seguro estarás. Si tienes miedo, lo único que consigues es que el cuerpo no se mueva como de costumbre y te caes. Por eso, el highlining libre es, sobre todo, un desafío mental.

Bernhard Witz¿Qué pasa por tu mente cuando estás realizando un slackline complicado?

Bernhard Witz: Nada.Para dominar un slackline complicado debes alcanzar un estado de conciencia en el cual sólo cuenta el momento. Es algo similar a hacer meditación. Solamente debes centrar tu atención en un punto fijo al otro extremo de la cinta y sólo debes pensar en dar el siguiente paso. Si empiezas a pensar dónde estas, qué estás haciendo, qué problemas cotidianos tienes, cuánto tiempo falta para llegar al otro extremo o que te puedes caer, entonces te caes seguro.

¿Cómo se consigue tener un buen equilibrio?

Bernhard Witz: Es una cuestión de práctica. Puedes practicar en cualquier lugar. Si al salir del trabajo y de camino a casa pasas al lado de una verja, súbete y camina encima de ella. Si estás esperando el autobús y hay pilonas cerca, súbete a ellas y sostente en un pie mientras esperas. Y, durante el trayecto en autobús trata de no agarrarte. Te puedo decir, por experiencia, que la gente pensará que estás loco porque estas cosas, por lo general, sólo las hacen los niños. Por otro lado, si te lo tomas demasiado en serio y crees que es muy infantil, probablemente nunca llegues a ser un buen slackliner.

¿Eres supersticioso?

Bernard Witz: Yo no soy supersticioso. Pero si sigo mi propio ritual cuando realizo un highline y me ayuda a sentirme cómodo con mayor rapidez. Normalmente empiezo los highlines con un chongo mount (inicio sentado).

¿Cuáles son tus mejores logros en highline y en longline?

Bernhard Witz: Uno de mis mayores logros fue convertirme en el primer highliner libre de Europa y realizar mi primer highline libre por encima de la de la cara norte del Eiger, que, hasta la fecha, sigue siendo el highline libre en más alto del mundo. Este mismo highline no se volvió a realizar hasta el año 2009. Otro gran logro para mí fue realizar un highline por encima del Salto Ángel, la cascada más alta del mundo, ya que fue muy difícil acceder hasta allí.

¿Cómo ves la evolución y el crecimiento del slackline?

Bernhard Witz: La práctica del slacklining es cada vez más popular y parece que esto no va a cambiar en un futuro próximo. El arte de realizar slacklining y las habilidades de los slackliners han evolucionado mucho en estos últimos años. Cuando empecé slacklining nadie podía imaginar que sería posible hacer un longline de 100m. Hoy por hoy en mi ciudad se llevan a cabo longlines de más de 100m cada semana. El mundo del slacklining ha cambiado mucho en los últimos años porque todavía es un deporte muy joven. Por ejemplo, los concursos de trickline de hoy en día son completamente diferentes a los de hace diez años. En vez de mostrar solamente piruetas estáticas también hay piruetas y movimientos dinámicos que son mucho más espectaculares que los que se hacían años atrás. Hay jóvenes slackliners que están aprendiendo mucho más rápido que aquellos que empezamos con el slacklining porque las condiciones de aprendizaje que ellos tienen ahora son mucho mejores. En estos momentos el slackline está perdiendo su estatus de deporte de moda. Cada vez hay más y más asociaciones y federaciones de slackline. También los clubes alpinos están mostrando interés por el slacklining aunque todavía hay quienes tienen sus reticencias. Pero lo mismo ocurrió con los deportes de escalada al principio.

Bernhard Witz3¿Combinas tu pasión por este deporte con otros?

Bernhard Witz: Gracias al highlining puedo combinar mi pasión por el montañismo con la práctica del slacklining. Para mí es la combinación perfecta, porque cuando realizo un highline la mayor parte del tiempo la dedico a llegar al lugar y a atar el highline a las rocas. Para hacer esto cuento con mi experiencia como alpinista y escalador.

¿Influye el tiempo climatológico a la hora de realizar un longline?

Bernhard Witz: Sí, si se te olvida colocar un mecanismo para frenar el viento en tu longline y el viento empieza a soplar con fuerza, te vas a caer. En invierno, si hace mucho frío, te resultará difícil caminar descalzo sobre el longline. También con niebla resulta muy difícil hacer un highline porque puedes perder el sentido de la orientación si todo se tambalea a tu alrededor.

¿Te atreverías a realizar un highline con los ojos vendados? ¿Lo has probado en alguna ocasión?

Bernard Witz: Sí lo he intentado y es muy difícil. Pero también me da miedo porque si pierdo el equilibrio y no puedo ver la cinta, me resulta imposible coger la línea recta y fácilmente me voy a hacer daño.

¿Sabes dar saltos y/o flips encima de la cinta?

Bernhard Witz: Puedo dar saltos en la cinta, pero nunca he tratado de dar una voltereta hacia delante o hacia atrás.

Bernhard Witz1¿Has practicado alguna vez el waterline?

Bernhard Witz: En Berna, a menudo nos dedicamos a hacer waterlining sobre el río, especialmente en verano. Cuando hace demasiado frío nos ponemos trajes de neopreno o simplemente situamos la cinta justo por encima de la superficie del río para que no toque el agua cuando estamos encima de ella.

¿En qué modalidad el balanceo es mayor?

Bernhard Witz: El mayor balanceo se consigue al practicar surf en un slackline. Si tienes mucha práctica puedes hacer surf en rodeolines, longlines o en highlines.

¿Cuáles son tus futuros proyectos?

Bernhard Witz: Mi sueño es realizar highlines en los lugares más bellos del mundo, donde nunca nadie los haya hecho.

Bernhard Witz: http://www.bernhardwitz.ch/

Fotos cedidas por Bernhard Witz